Donde habitan los ángeles, de Claudia Celis

Esta tierna historia trata sobre Panchito, un niño que en su infancia perdió a su padre, va, junto con sus primos,  a pasar las vacaciones al rancho de sus tíos a quienes  no conoce; sin saber que no volvería más a su casa con su madre y que, en vez de eso se convertiría en algo así como el hijo de sus tíos.

Está narrado en primera persona, desde la perspectiva de Panchito y él nos cuenta cómo fue creciendo en casa de sus tíos, sus vivencias a modo de recuerdo y sus pérdidas, ya desde muy chico, su vida ha estado marcada por la pérdida de sus seres amados.

La narración hace que el libro sea muy fácil y rápido de leer. Está dividido en capítulos cortos y, en cada uno se cuenta una historia completa. En estas historias hay bastante humor, las gracias que hacen tanto Panchito como sus tíos, sus primos y hasta el perico, hacen reír al lector a lo largo de todo el libro. Pero, también hay tristeza, que no dudo que a algunos les sacará lágrimas; y además hay ternura y mucho amor.

Mi personaje favorito fue el tío Tacho, un hombre tan sabio como cómico. Aparentemente frío, severo y burlón, pero lleno de bondad y cariño, muy comprensivo y dispuesto a ayudar a otros. Cada vez que leía diálogos de él me imaginaba la voz fuerte y clara de un ranchero. Después de él y Panchito, los demás personajes no intervienen mucho, solamente lo necesario, aunque también se revela, de manera general, lo que fue de los primos de Panchito cuando crecieron.

El final de la historia resulta a la vez triste y bonito, me pareció muy conmovedor. Es irreal, claro, pero hermoso, es una suerte que la autora haya pensado en terminar la historia de esa manera. Si quieren saber cómo termina, les invito a leer este libro que les conmoverá tanto con los momentos tristes como con los felices.

Puntuación 5/5

Reseña escrita por: Estefanía Guevara Leal
Edad: 22 años
Nacionalidad: mexicana

¿QUIERES RECIBIR LIBROS GRATIS EN TU CORREO?

¡Pues únete a una comunidad de más de 10 mil suscriptores!