La Lección de August, de R. J. Palacio.

La-leccion-de-August_alta“Todos deberíamos recibir una ovación al menos una vez en nuestra vida,                                                                            porque todos vencemos al mundo”.

Reseña #1

Advertencia: Una historia demasiado tierna que se robará tu corazón… ♥

August es un niño de 10 años de edad que sufre de una rara enfermedad llamada Síndrome de Treacher-Collins, que provocó en su rostro una malformación. August no se describe así mismo porque dice que todo lo que puedas imaginarte, él está seguro de que se ve mucho peor. A lo largo del libro varios de los personajes describen como se ve físicamente August.

A causa de su enfermedad a lo largo de su vida ha sido sometido a varias operaciones por lo cual no había podido ir a la escuela como un niño normal. Preocupados por la falta de socialización y teniendo en cuenta la buena salud actual de August sus padres deciden mandarlo a la escuela por primera vez. De esa forma empieza a desarrollarse un nuevo capítulo en la vida de Auggie donde sufrirá burlas y malos tratos, pero donde también hará amigos y tendrá una transformación impresionante como persona, adquiriendo una madurez que trasciende sus 10 años.

Lo que me encanta del libro, además de su ternura, es que está escrito de tal forma que en varios capítulos te envuelves tanto en la trama que hasta te olvidas de que el protagonista tiene una condición física. Él es un niño normal que disfruta de la lectura, la consola y de todo lo relacionado con Star Wars. Lo único que desea es que los demás lo vean como alguien normal. Con este libro reí y lloré, es muy divertido y ameno de leer; lo terminé de leer en un solo día. El dúo que representan él y su padre es encantador y la parte más emotiva y que más me hizo llorar es el momento en que el padre le dice que él ama ver su rostro y que no soportaría el no poderlo ver a diario; es ver como el amor no ve rostros sino almas. Definitivamente es un libro que todo el mundo, sin distinción de edades debe leer. Sin duda mi libro favorito de este año. Si pudiera darle 10 de puntuación se la daría.

Puntuación 5/5

Reseña escrita por YIB
Edad: 27 años
Nacionalidad: Puertorriqueña

Reseña #2

Escrita por:: Daniela Peláez Cardona
Edad: 12 años
Nacionalidad: Colombiana 

wonderrr

 

Personalmente este libro no me llamaba mucho la atención, sin embargo últimamente había leído algunas reseñas donde lo súper recomendaban y decidí leerlo pensando que sería un libro de los que se leen porque no tenía más que leer, pero me contradigo al decir que desde que resolví darle una oportunidad a este libro, me pareció un relato divertido y  tierno que no solamente abarca los temas de la intolerancia, sino el quererse a sí mismo, aceptarse tal y como es y el crecer en medio de los problemas y la adversidad.

 La posición en la que August se encuentra es realmente ejemplar, sin contar sus raras deformidades en toda su cara, donde alrededor de las páginas opina acerca de esto y de la importancia que le damos a las críticas para nada constructivas de los demás y  como siempre siendo nosotros mismos, encontraremos una o quizás algunas manos amigas.

 Fue muy gratificante el saber cómo se ‘pasaban solas’ las páginas, pues el libro tiene un ritmo constante y alrededor de éste los hechos se vuelven interesantes y fáciles a la comprensión de todo público. El libro está dividido en partes narradas desde el punto de vista de algunos de los personajes y se me llega a parecer un poco a la estructura de un diario personal, sin ser un diario, porque los capítulos son muy cortos, ya sean desde media página hasta dos o tres y gracias a esto  pude ir enlazando los hechos, encontrando las historias de los distintos personajes y disfrutar de una buena lectura.

“A veces no hace falta que uno quiera hacerle daño a alguien para hacerle daño.”

 El personaje de August, a pesar de su condición física y todo su proceso alrededor de prácticamente toda su vida de cirugía en cirugía, es un personaje bastante receptivo y en algunas partes del libro lo identifiqué no como un niño de diez años, sino como una persona que tenía muy buena capacidad para captar el entorno y las diversas situaciones a las que tiene que enfrentarse.

 La lección de August nos plantea situaciones muy ‘normales’ o mejor dicho reales, en las cuales muestra acciones y reacciones a las mismas, donde a partir de la narración de sus compañeros, amigos y familiares, nos atrapa en una historia inolvidable; Es un excelente libro para aquellos que quieran comenzar un maravilloso camino como lector, porque como ya lo he dicho, vale la pena leer esta historia, compartirla y recomendarla, muy sencilla y fácil de leer.

 Puntuación: 5/5

Reseña #3

Escrita por Romina Ibarra
Nacionalidad: Argentina
Edad: 15 años

Como bien dice la sinopsis, la obra nos relata, desde varios puntos de vista, cómo es el primer año de August en la escuela, ya que a pesar de tener nueve años, hasta el momento había sido educado en casa. Todo esto implica que deba adaptarse a nuevas miradas y la crueldad de los chicos que lo rodean, ya que ahora no habrá filtros, como pasa con su mamá o su hermana Via al lado.
Para empezar, les cuento que pensé, aunque le tenía muchas ganas, que iba a ser un libro más donde sentimos pena por el protagonista, nos compadecemos de él y su familia, pero al final tenemos una gran reflexión, pero gracias al cielo estaba muy equivocada. Si bien hay algunas situaciones donde uno debe cuestionarse: “¿De dónde saca tanta crueldad un niño de nueve años?” la lástima no se deja ver mucho.
August es un nene que ya está acostumbrado a mil miradas sobre él, a críticas y susurros cuando pasa y millones de cosas más. Hasta debe simular no oír ni sentir nada, para no sentirse mal él mismo, pero lo asimila bien y no canaliza sus sentimientos a través del llanto, simplemente, pasa.
Debo felicitar infinitamente a la autora por la simplicidad de la narrativa, tan sencilla y fresca. Fue absolutamente algo nuevo, algo muy simple y fácil de leer, pero que no dejaba de enganchar. Las pequeñas aventuras que nos narra August, su hermana, Summer, Jack, Justin y Miranda son, además de divertidas, muy entusiastas y con una pequeña moraleja por ahí escondida.
Considero que ante tanta simplicidad como puede tener la vida de un nene de nueve años, uno debe tener algo de interpretación y es ahí cuando vemos realmente la cuestión de esta obra. Vemos exactamente a donde se quiere llegar y es increíble. Que toda la historia, va algo más allá de August y su “discapacidad”. La familia, los amigos, la escuela y todo lo implica el día a día de una persona más el apoyo constante de alguien. La sociedad en la estamos situados y la mentalidad de cada uno. Toca temas muy delicados, tomándolo con pinzas, pero sin duda me hizo cuestionarme varias cosas, sobre todo porque tengo un hermano que es hipoacúsico (perdió mucha audición cuando era un bebé) y se lo que es llevar una vida como la de Via y la familia de August.
También, se deja abierta una grieta donde varios podemos sentirnos identificados, y cómo es la rutina de una familia, donde alguien en concreto, es el sol y todos giramos en su entorno, trabajando como equipo.
Todo se desarrolla de una manera muy fluida, rápida y entendible. En ningún momento decae o se vuelve aburrida. Las pequeñas vivencias de August en su casa, en el colegio, con Jack Will y todos los demás, son amenas y muy divertidas. Si bien tenemos en frente a una obra con apariencia muy simple y sencilla, engancha muchísimo y no deja de tener un trasfondo mucho más complejo de lo que se deja ver.
Ame los personajes, con toda mi vida. Me sentí muy identificada con Via, la hermana mayor de August, que desde chica fue muy independiente, por el hecho de que sus padres necesitaban eso por el tema de hermano menor. Sin embargo jamás se sientió de lado. Fue un personaje muy comprensivo, maduro y que me calló excelente. August me ha parecido de lo más tierno, además de alguien fuerte y que debe afrontar la vida de una manera diferente a nosotros, sin embargo se adapta rápido, a pesar de su corta edad.
La  familia y sus amigos, cumplieron un rol más que importante en el desarrollo de la historia, ya que todos influían un poco en el día a día de Guss y hacen de este algo bueno, o algo malo.
Sin duda, experiencia tras experiencia, como lo son la escuela, los campamentos, etc, vemos el progreso de August como persona, como alguien más del montón  viviendo cosas que, inevitablemente, todos debemos pasar, sino, se nos estaría quitando parte de nuestra infancia o adolescencia.
Es un libro lleno cuestionamientos, vida y lecciones, como bien lo dice el título, sin embargo, no deja de ser fresco y muy, muy entretenido. Ha sido mi mejor lectura del año, indudablemente.
Es un libro que recomiendo muchísimo y que creo, todo el mundo debería leer.

<< Cuando puedas elegir entre tener razón y ser amable, elige ser amable >>

 

Puntuación: 5/5

Reseña #4

Reseña escrita por lectura
Edad: 40 años
Nacionalidad: Española

La lección de August

Esta emocionante historia nos dará una lección a todos de vida. La historia de un niño de diez años que nació con una deformidad en el rostro. August es un niño de tan solo diez años que jamás ha ido a una escuela, pues su madre siempre ha sido la encargada de su educación en casa, sus padres temían relacionar a su hijo con otros niños por miedo a ser rechazado, ya que los niños y la sociedad son muy crueles con estos temas. Pero un día deciden aparcar sus miedos y hacerles frentes y llevar a su hijo August a un colegio normal para que se relacione con los demás niños y llevar una vida normal. August deberá ser fuerte y demostrar que es un niño normal cómo todos, y que sólo quiere una oportunidad y que no lo miren por su deformidad en su rostro. A sus diez años August demostrara que lo importante esta en el interior de las personas, que lo que no se ve al final es lo único que cuenta. Una historia de superación que nos dejara a todos alucinando.

OPINIÓN PERSONAL

¡Qué historia más bonita y emocionante! No he podido evitar llorar con este libro, es precioso y con un mensaje muy positivo en su interior. El personaje de August enamoro por su valentía y forma de ser en la vida, un niño de tan solo diez años con una madurez digna de ejemplo. Los personajes reflejan a la sociedad de hoy en día, una sociedad con miedos y prejuicios llena de esperanzas. No es un libro con mucho ajetreo que digamos, más bien es un libro pausado y bonito de leer, a medida que vas leyendo no puedes dejarlo, decir que este libro me lo leí en horas del tirón porque no podía dejarlo, realmente atrapa, es muy emocionante. El diálogo es simple y sencillo, muy bien estructurado. La ambientación es densa y suave, sin mucho conflicto. Es un libro que enamora muy recomendado a todos los públicos, de verdad le gustará, todos deberíamos aprender de este niño de diez años.

             

 

                                                       Mi puntuación es 5/5

¿QUIERES RECIBIR LIBROS GRATIS EN TU CORREO?

¡Pues únete a una comunidad de más de 10 mil suscriptores!