Escritores Aficionados #243: Origen de las Hormigas, de Yamileth Gonzalez Velasquez

Título del escrito: Origen de las Hormigas
Tipo de escrito: Cuento
Nombre: Yamileth Gonzalez Velasquez
Edad: 15 años
Nacionalidad: Colombiana

 

 

Origen de las Hormigas

ORIGEN DE LAS HORMIGAS

Hace muchos años el Mapache y el Oso Tuvieron una horrenda pelea, el mapache acostumbraba a dirigirse al río que había en el bosque y tomar un sorbo de agua fresca y pura todas las mañanas; esto era un deleite no solo para él, sino también para el Viejo Oso quien siempre se molestaba Con el animal porque según él, ensuciaba el agua y por tal motivo no le permitía tomarla fresca y pura como acostumbraba.

El oso ya estaba cansado de esta situación. Justamente el día en el que los demás animales se preparaban para celebrar el ritual anual a la madre naturaleza, se llenó de ira contra el mapache y lo atacó fuertemente por la parte trasera, el animal estaba realmente enfurecido y mordía y arañaba al mapache, quien también se enfureció y empezó a responder de la misma manera al oso, los demás animales al escuchar los gemidos de furia, dejaron las labores de preparación para la fiesta de la madre naturaleza y se dirigieron al lugar a ver la pelea, el bosque entero estaba reunido en aquel lugar  y ningún animal quiso calmar la pelea, todos sin excepción se deleitaban al ver la furia de estos dos animales.  Fue entonces cuando llegó la Madre naturaleza con una luz que resplandecía por  todo el lugar era tan hermosa su presencia que calmó los ánimos y los animales dejaron de pelearse, todo el bosque estaba fantaseado con el suceso, ya que desde hacía  milenios el  increíble ser no se presentaba por aquel lugar, todos se preguntaban el porqué de su visita y fue entonces cuando ella expresó su molestia con el bosque entero y en especial con el Viejo Oso y el Mapache por haber protagonizado tan horrendo suceso y haber atraído la atención de los demás animales, expresó que no le gustaba ver pelearse a sus criaturas y que ninguna otra quisiera calmar el pleito, le molestó que dejaran las labores de preparación del ritual que nunca se habían interrumpido, y es que ese era el día en el que la criatura mágica le daba al planeta otro ser vivo, la creación de una especie diferente se daba cada año mediante este ritual.

Como castigo por haber ofendido a la madre naturaleza los animales perdieron el agua, ningún animal del bosque podría volver a beber del líquido preciado, o jugar en manada chapuceando por el agua de los ríos cristalinos, ya nunca más se podría ver el majestuoso don que la madre naturaleza un día les había obsequiado, el agua se había acabado y la única manera de romper el hechizo era que durante cuatro años ningún animal se peleara y que en esos años la preparación del ritual fuera realmente un suceso mágico y encantador; todos los animales empezaron a sufrir las consecuencias de la escasez de agua, los venaditos estaban deshidratados, los pájaros sedientos, los peces vivían una tortura; Pero al menos ningún animal moría gracias a la ayuda del hada Azul quien compadecida se había quedado en el bosque para ayudar a los animales a recuperar el preciado líquido de la única manera posible, siendo amables y cariñosos entre si y preparando anualmente de manera especial el ritual.

Pasado el primer año, ningún animal se peleaba y por el contrario todos incluyendo al oso y al mapache se querían y sentían un profundo aprecio entre sí, el ritual en ese año había sido preparado con esmero por todos los animales quienes siempre trabajaban en grupo, todo esto con ayuda del hada Azul quien estaba realmente orgullosa del progreso de los animales a pesar de la sequía.

Un día en el que todos  estaban reunidos bailando y cantando, se presenció en el bosque una luz nunca jamás antes vista, la luz era blanca como la luna y brillante como el sol, todos los animales estaban fantaseados con la luz, la causante de aquella maravilla era la madre naturaleza quien se acercaba al lugar desde lo alto del cielo llena de paz, dulzura y tranquilidad todos los presentes se levantaron para recibirla, ésta con voz suave y dulce felicitó a cada uno de los animales por haberse comprendido y respetado durante esos tres años, expresó su agrado por todo lo que habían hecho y por su enorme trabajo en equipo. Estaba tan agradada con el comportamiento de los animales que decidió perdonarles el castigo y les devolvió el agua, esta vez mucho más pura y cristalina y en más abundancia, los animales del bosque todos estaban contentos y maravillados, se escuchaban aplausos y gritos de alegría,  todos bebían y se refrescaban  con el líquido preciado; pero la bendición no solo quedo allí la madre naturaleza decidió otorgar también, un nuevo ser al planeta y fue entonces cuando se crearon las hormigas, a estas les otorgó el don de trabajar en equipo y  soportar sequías, como recuerdo de aquel castigo que un día los animales habían recibido.

¿Te ha gustado este escrito? LeerLibrosOnline.es premia a los ecritos más populares.

Puedes ayudar a Yamileth a convertir su escrito en el más popular dejando un comentario o compartiendo esta publicación en tus redes sociales.

¿QUIERES RECIBIR LIBROS GRATIS EN TU CORREO?

¡Pues únete a una comunidad de más de 10 mil suscriptores!

    1. Susana 05/07/2014
    2. Abraham 30/06/2014

    Add Your Comment